Un pasajero alertó al 911 sobre la situación que le estaba tocando vivir a bordo de la unidad. Advirtió que el conductor estaba ebrio y conducía a alta velocidad. Al llegar a punta de línea efectivos de Seguridad Vial realizaron un test de alcoholemia y detectaron 2,63 gramos de alcohol en sangre.

(Imagen ilustrativa)

Cerca de las 14 de ayer, un llamado al Sistema de Emergencias 911 alertó que el chofer de un colectivo conducía alcoholizado y a alta velocidad.

Ante esto, en el control de punta de línea de la empresa, ubicado en avenida Autódromo y Figanti, efectivos de Seguridad Vial le realizaron el examen de alcoholemia al conductor del colectivo, el que arrojó que poseía 2,63 gramos de alcohol en sangre .

Ante esto, y en cumplimiento de la Ley de Tolerancia Cero, se le labró un acta de infracción al chofer alcoholizado. Por el hecho tomo intervención la fiscalía de la zona.